Sin categoría

Piden ONG´s que autoridades frenen al obispo Salvador Rangel por promover la violencia de género.

Josefina Aguilar Pastor/NOTYMAS

Chilpancingo, Gro., octubre 24 de 2018 (NOTYMAS). Piden al Gobernador Héctor Astudillo Flores; al Secretario General de Gobierno, Florencio Salazar Adame; así como al Fiscal General del Estado (FEG), llamen al obispo Salvador Rangel Mendoza, respetar los derechos humanos de las mujeres, se abstenga de promover la violencia de género y se apegue al principio de laicidad del Estado Mexicano.

María Luisa Garfias Marín, recipiendaria de Presea Sentimientos de la Nación 2018; Alejandra Cárdenas Santana, Alma Delia García Sánchez, Blanca América Wences Román y Emperatriz Basilio Goytia, entregaron este miércoles, una petición por escrito, signada por alrededor de 160 firmantes mujeres y algunos hombres, y 140 Organizaciones no Gubernamentales  (ONG), dirigida a funcionarios como Alfonso Navarrete Prida, Secretario de Gobernación Federal; Pablo Amilcar Sandoval Ballesteros, Presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso Local; Héctor Astudillo Flores, gobernador del Estado, Florencio Salazar Adame, Secretario General de gobierno y presidente del Sistema Estatal para Prevenir, Atender, Sancionar y Erradicar la violencia contra las Mujeres; Jorge Alberto González Rivero, Subsecretario de Gobierno para asuntos Religiosos y Rogelio Parra Silva, Subsecretario de Gobierno para Asuntos Jurídicos y Derechos Humanosm ambos de la Secretaría General de Gobierno del Estado de Guerrero; y Jorge Zuriel de los Santos Barrila, Fiscal General del Estado de Guerrero.

En ella, solicitan la intervención inmediata de los funcionarios, respecto  a las declaraciones realizadas por Salvador Rangel Mendoza, obispo de la diócesis Chilpancingo-Chilapa, quien a través de varios medios de comunicación digital y escrita acusan, violenta los derechos humanos de las mujeres reconocidos en instrumentos internacionales, nacionales y estatales; justifica con sus discursos, la violencia feminicida que se vive en Guerrero, y contribuye a un ambiente crítico de violencia contra las mujeres.

“Salvador Rangel Mendoza es un líder religioso católico con influencia visible en la población que profesa esa religión, y desde el año 2015 señala de manera irresponsable y reiterativa su falta de respeto, reconocimiento y su aversión por las mujeres, nuestros derechos y a quienes las defienden”, señalan las demandantes.

Refieren las declaraciones del prelado, emitidas en distintas fechas, como el pasado 13 del mes de octubre cuando pide participar en una marcha contra el aborto, y llama sicarios a los grupos feministas o mujeres católicas que pugnan por su derecho a decidir, a abortar, y conmina a la población a derribar estas ideologías de género.

Posteriormente el día 17 de octubre respecto a los recientes feminicidios ocurridos en el puerto de Acapulco, afirma que estas mujeres fueron asesinadas por no estar precisamente en misa, ni en la catedral; el 20 de este mismo mes, arremete de nueva cuenta y asegura que muchas mujeres están involucradas, en narcotráfico, en la prostitución, sirven de halcones, y por eso las matan.

Las firmantes señalan que en un Estado como Guerrero en el que 1 millón 658 mil 536 habitantes -nueve municipios con el 48.9 por ciento del total de la población estatal- están bajo una Alerta de Violencia de Género Contra las Mujeres; en el que persiste en todo el territorio una creciente ola de feminicidios, mujeres desaparecidas, impunidad y falta de acceso de las mujeres a la justicia; las declaraciones del Obispo instigan circunstancias que atentan contra la dignidad, seguridad, integridad y vida de las niñas y mujeres guerrerenses.

Los mensajes públicos del Obispo violentan los derechos humanos de las mujeres, y constituyen una flagrante violación a la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público, reclaman las demandantes.

“Solicitamos su intervención para conminar al obispo de la diócesis Chilpancingo-Chilapa, a que respete los derechos humanos de las mujeres, se abstenga de promover la violencia de género y se apegue al principio de laicidad del estado mexicano; de no hacerlo ustedes caerían en responsabilidad y complicidad ante los hechos que se generen como consecuencia de la campaña implementada por dicho personaje”, exigen en el escrito.

El documento está respaldado también por organizaciones como Actuar Familiares contra la Tortura; Aliadas por la Justicia, A.C.; Alianza Feminista de Nuevo León; Alianza Madres y Padres de México por la Educación, S. de S.S.; Artemisas por la Equidad, A.C.; Asesoría Social Integral, A.C.; Asociación Canadiense por el Derecho y la Verdad (ENVERO); Asociación de Derechos Humanos del Estado de México, (ADHEM); Asociación de Familiares de Detenidos Desaparecidos y Víctimas de Violaciones a los Derechos Humanos en México, (AFADEM FEDEFAM); Asociación de Mujeres Indígenas y Afroamericanas Radicadas en Acapulco; Asociación Guerrerense contra la Violencia hacia las Mujeres, A.C, entre otras más de 100 agrupaciones. (www.notymas.com)

 

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *