Guerrero Noticias

Al día, mil 500 mujeres y niñas mueren por prácticas relacionadas al embarazo: ONU.

Josefina Aguilar Pastor/NOTYMAS

Chilpancingo, Gro. septiembre 12 de 2018 (NOTYMAS). De acuerdo con la Organización de la Naciones Unidas (ONU), al día, mil 500 mujeres y niñas mueren por prácticas relacionadas al embarazo, y un aproximado de 22 mil 680 al año por estas mismas causas; en tanto que de 2017 al 2016, 228 personas fueron sentenciadas por esta práctica.

En el marco del 28 de septiembre, Día Internacional de la Despenalización del aborto en América Latina y el Caribe, representantes de distintas organizaciones sociales, realizaron el foro “Aborto, un derecho para todas las Mujeres”.

Al exponer el tema “El Estigma sobre el Aborto”, Gady Aleli Dircio Chautla coordinadora de la Red por los Derechos Sexuales y Reproductivos en México (Ddeser), refirió que socialmente, el aborto es estigmatizado, reprobado y rechazado por un determinado sector de la población, por trasgredir las reglas sociales establecidas. Refirió que, de acuerdo con la ONU, diariamente, mil 500 mujeres y niñas mueren por prácticas relacionadas con el embarazo, que pueden ser prevenibles, si hubieran contado con la información y atención adecuada.

En tanto que, en América Latina, 22 mil 680 mujeres, mueren por padecimientos como la preclamsia, y hemorragias por abortos mal atendidos. Lo que significa que se trata de una problemática de salud que se tiene que atender. Sin embargo, sigue siendo un tema polémico no aprobado por los legisladores y una parte de la gente, aunque tiene que ver con derechos, justicia social, y una educación avanzada.

Al exponer “Un tema de Salud Pública y justicia Social”, Nadia Maciel Paulino, de la Red de Mujeres Jóvenes Indígenas y Afromexicanas de Guerrero (Remjina), subrayó que la interrupción del embarazo es un tema de salud pública. En el caso del Estado de Guerrero, el mayor número de muertes relacionadascon el embarazo se registra en las regiones la Montaña y Costa Chica, entre la población indígena y afromexicana, donde las mujeres con menores recursos económicos mueren por esta causa, al carecer de infraestructura médica, menos recursos y personal capacitado “y por ende, las mujeres mueren por esta causa”.

La criminalización de las mujeres que pasan por un aborto es otra realidad; refirió los casos de dos mujeres indígenas encarceladas por abortar. Adriana Manzanarez originaria de El Camalote, perteneciente Ayutla de los Libres, en 2006 fue encarcelada 26 años, por un aborto espontaneo, la acusaron de homicidio en razón de parentesco; y Virginia de la Cruz Flores, nahua, monolingüe, indígena, sin traductor ni abogado, estuvo presa en Acapulco por tres años.

Yelitza Ruiz, integrante de la Cooperativa Las Revueltas, con el tema; Legislación Local en Torno al Aborto, expuso que los estigmas que rodean esta práctica criminalizan a las mujeres por considerar esta interrupción como un delito y no como un servicio de salud. Las estadísticas refirieren que diariamente una persona es denunciada por aborto, percepción que es reforzada por las instituciones públicas, debido al limitado acceso con el que cuentan y como falta de voluntad del Estado Mexicano para cumplir los compromisos adquiridos y los estereotipos vinculados con la maternidad y no por sus derechos.

De acuerdo con el Informe de maternidad o Castigo, criminalización del aborto en México, realizado por Regina Tamez del Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), indica que de 2007 al 2016, las denuncias por práctica del aborto presentadas fueron 4 mil 246; los Estados de mayor incidencia son Baja California, Veracruz e Hidalgo; 228 fueron sentenciadas, en el Estado de México, Baja California, Tamaulipas, Sonora e Hidalgo, son las entidades con mayores sentencias. De 2015 al 2018, se integraron mil 600 averiguacionesprevias, en Baja California, Ciudad de México, Baja California Sur, Tamaulipas, Nuevo León y Morelos. En el caso de Guerrero, no se ha despenalizado el aborto, en el 2014 hubo un intento que no fructificó.

Carolina Gálvez Zeferino, del el Programa de Jóvenes por los Derechos Sexuales y Reproductivos (REDefine), al abordar la importancia de porque se debe hablar del aborto, expuso que se debe a que ha existido, existe, y seguiráexistiendo, y contribuye al número de muertes maternas y problemas crónicos de salud, al no estar legalizado, lo practican en la clandestinidad y exponen su salud.

En el mundo, se practican aproximadamente 25 millones de abortos peligrosos, según la Organización Mundial de la Salud; cerca de 16 millones de adolescentes, entre 15 y 19 años, dan a luz al año; se estima que cada año se practican 3 millones de abortos inseguros en adolescentes de entre 15 y 19 años; en países donde el aborto solo es permitido para salvar la vida de la mujeres, solo 1 de cada 4 es seguro; donde es legal, casi 9 de cada 10 es seguro. En América latina solo 2 de cada 4 abortos es seguro, “si continuamos criminalizando el aborto se continuará fortaleciendo la idea arcaica de que la merindad es la función primordial de a mujeres”, apuntó la activista. (www.notymas.com)

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *